Compartir
Publicidad
Probamos el Toyota Yaris R, el 'zoom-zoom' a la sazón de Toyota
Pruebas de coches

Probamos el Toyota Yaris R, el 'zoom-zoom' a la sazón de Toyota

Publicidad
Publicidad

Oye, ¿qué Mazda es éste?, preguntó la novia de un amigo cuando vio por primera vez nuestro Toyota Yaris R. Era de noche y lo vio por atrás, tú hubieras preguntado lo mismo... o quizá lo habrías confundido con un Mazda3. No es ningún secreto que el nuevo sedán de Toyota es un Mazda2 Sedan que nació de la aventura que emprendieron ambos fabricantes hace algunos años en México —en Salamanca, en concreto.

Lo tuvimos en nuestro garaje durante una semana, en la que recorrimos cientos de kilómetros hasta comprender a detalle en qué consiste la propuesta de los japoneses para el segmento de los sedanes subcompactos de gama alta y, de paso, descubrir cómo es que Toyota adaptó el Mazda2 a su gama de productos en México.

"Ah, no, espera, es un Yaris... o sea, ¿cómo?"

Toyota Yaris R 2

Antes de que tuviera oportunidad de responderle, la novia de mi amigo se dio cuenta de que donde deberían estar los logos de Mazda, estaban los de Toyota. Acto seguido, pregunta: "Ah, no, espera, es un Yaris... o sea, ¿cómo?". Si lo vemos desde atrás, el Yaris R nos cuenta que en Toyota no quieren esconder su origen Mazda; las calaveras —de carcasa transparente— y la defensa recuerdan mucho al Mazda3 Sedan.

El diseño de la parte delantera es la parte menos Mazda del coche, pero también la más criticada. Los faros afilados, combinados con una enorme parrilla de acabado laqueado y de gran peso visual, consiguen una apariencia agresiva que a algunos ha agradado, pero a otros no tanto. Al final, es diseño y, por lo tanto, subjetivo.

Toyota Yaris R Mexico

Los instrumentos son de fácil lectura y los mandos están siempre al alcance del conductor. En general, es una cabina bastante bien lograda.

Pasando a un plano menos banal, llegamos al habitáculo. El detalle de los acabados impresiona: hay aplicaciones que simulan aluminio pulido, otras que imitan fibra de carbono, y algunos detalles en plástico negro laqueado e incluso una clase de piel que recorre gran parte del tablero. Por el contrario, la calidad de ensamble puede mejorar. Desde los primeros kilómetros que recorrimos, un molesto ruido proveniente de la pantalla táctil y de la consola central acusaban una falta de ajustes en el armado de esas zonas.

Con los 4,361 mm que mide de largo, el Toyota Yaris R no es el sedán espacioso que muchos consumidores buscan, pero tampoco se sufre de claustrofobia. Los asientos delanteros acomodan bien incluso a personas altas; los traseros tampoco lo hacen mal, pero tienen la limitante del espacio para piernas, apenas lo justo. La cajuela, por su parte, tiene una capacidad de 382 litros, ligeramente debajo de la media del segmento.

El problema no es el equipamiento; es el precio

Toyota Yaris R 3

Hay pocos elementos que echemos de menos del Toyota Yaris R en la vida cotidiana. Su equipamiento está compuesto por vidrios, espejos y seguros eléctricos, computadora de viaje, aire acondicionado, alarma, faros de niebla, rines de aluminio y un sistema de infotenimiento que, a nuestro parecer, es el mejor de su categoría.

El Toyota Yaris hatchback básico ya lleva 9 airbags, ABS y ESP; el Yaris R, sólo 2 airbags y ABS... pero cuesta $40,000 más.

La pantalla táctil de siete pulgadas está colocada a la altura correcta para facilitar la visibilidad al conductor. Además, gracias al control a través de una perilla ubicada en la consola central, podemos navegar a través de los menús mucho más fácil que desde la interfaz táctil. El sistema es compatible con iPod —ofrece dos puertos USB—, cuenta con entrada auxiliar, conexión Bluetooth con sincronización de smartphones y los tradicionales reproductores de CD, MP3 y radio. Además permite controlar algunas funciones del auto y medir, por ejemplo, el consumo de combustible de cada viaje. Bien.

El sabor agridulce llega al mirar el precio. La versión más equipada del Toyota Yaris R tiene un precio de 238,800 pesos, rango en el que el Mazda2 ya suma asientos calefactables forrados en piel, head-up display, climatizador automático, faros de LED con luces de conducción diurna —en el Yaris R no hay DRL— y control de velocidad crucero al volante.

En el campo de la seguridad, el Toyota Yaris R nos dejó con ganas de más. Ofrece lo básico: doble airbag y frenos ABS, cuando por ese precio esperaríamos al menos otro par de airbags y control de estabilidad. Desconcierta la decisión de Toyota por limitar tanto el equipo de seguridad de su sedán, el Yaris hatchback ofrece 9 airbags, ABS y control de estabilidad desde su versión básica, que cuesta 198,800 pesos y no difiere mucho del equipamiento de confort del Yaris R.

El manejo, una de sus más grandes virtudes

Toyota Yaris R 4

Al echarlo a andar, sale a relucir lo mejor del Toyota Yaris R. Suspensión y amortiguación están calibradas en el punto exacto entre diversión y confort. Es un coche que se percibe ágil —aunque ciertamente hay más inclinación de la que nos gustaría— y en el que no duele (tanto) caer en un bache. La dirección apunta con suavidad y rapidez, ideal para ciudad, aunque es verdad que una sensación más directa le ayudaría a aumentar aún más la diversión al volante. También beneficiaría la presencia de control de estabilidad; en general, se percibe bien parado sobre el asfalto, pero en maniobras de emergencia, la trasera se siente ligera y puede 'bailar' más de lo que cualquier mortal esperaría.

Durante nuestra prueba, conseguimos un rendimiento de 11.2 km/l en ciudad y hasta 19.6 km/l en carretera.

El encargado de impulsar sus ruedas delanteras es un motor de 1.5 litros SKYACTIV de 106 caballos de fuerza y 103 lb-pie de torque, asociados a una transmisión automática de seis velocidades. El motor, como ya hemos mencionado en otra prueba, produce bastantes vibraciones y bajo algunas circunstancias es bastante ruidoso. Como buen auto japonés, la mayor parte de la potencia se desarrolla cerca de las 4,000 revoluciones.

Los cambios son realizados con suavidad y, aunque actúa con cierta rapidez, a veces es mejor recurrir a los cambios manuales para realizar rebases. Una transmisión 100% manual le haría mucha más justicia al centenar de caballos que desarrolla este motor. La caja automática en modo Sport trabaja a más altas revoluciones para tener una mayor disposición de torque a nuestro alcance en todo momento.

No es que sea malo, es que es igual a todos

Toyota Yaris R 5

Después de una semana al volante del Toyota Yaris R, llegamos a la conclusión de que como producto es bastante bueno: se maneja bien, ofrece un sistema de infotenimiento de buen nivel, los acabados del interior son bastante agradables y en seguridad se encuentra en la media de su categoría. ¿El problema? Que Toyota tenía todas las herramientas para hacer del Yaris R un producto por encima de los demás, sobre todo en el apartado de seguridad, pero decidió no salir del área de confort del segmento, ofreciendo prácticamente lo mismo que la competencia —salvo el infotenimiento, que sí se percibe superior.

Si lo tienes en la mira y te convence, cómpralo, está lejos de ser un auto que decepciona, pero por los 238 mil pesos que cuesta, sería interesante echarle un vistazo al Ford Fiesta Sedan (ESP, ABS y 7 airbags), al Honda City, al Volkswagen Vento, al Chevrolet Sonic e incluso a autos de segmento superior, aunque con caja manual: KIA Forte, Hyundai Elantra y el propio Toyota Corolla.

7.4

Diseño exterior7.0
Diseño interior8.5
Calidad7.5
Habitabilidad7.0
Cajuela7.5
Motor7.0
Seguridad6.0
Comportamiento8.5
Comodidad8.5
Precio7.0

A favor

  • La atención a los detalles en el interior
  • El funcionamiento del sistema de infotenimiento
  • La sensación de manejo, bastante divertida

En contra

  • El espacio para piernas en la banca trasera es algo limitado
  • Ofrece sólo el equipamiento de seguridad básico
  • El precio nos parece un tanto elevado
  • Algunos ensambles pueden mejorar

Ficha técnica del Toyota Yaris R

Versión probada

XLE AT

Cilindrada

1,496 cm³

Tracción

Delantera

Bloque motor

4 cilindros

Capacidad del depósito

44 litros

Potencia máxima (hp @ rpm)

106 hp @ 6,000 rpm

Consumo urbano

11.2 km/l

Par máximo (lb-pie @ rpm)

103 lb-pie @ 4,000 rpm

Consumo en carretera

19.6 km/l

Peso

1,100 kg (est.)

Consumo mixto

15.4 km/l

Velocidad máxima

N.D.

Emisiones de CO2

119 g/km

Aceleración 0-100 km/h

15.3 seg

Capacidad de la cajuela

220 litros

Transmisión

Automática de 6 vels.

Precio

$238,800

Precios del Toyota Yaris R en México

  • Toyota Yaris R LE MT — $218,100
  • Toyota Yaris R LE AT — $229,700
  • Toyota Yaris R XLE AT — $238,800

En Usedpickuptrucksforsale | Toyota fabricará el Yaris R en México y lo podrás comprar a finales de año

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio

Ver más artículos

В интеренете нашел классный веб портал на тематику богатейшие люди планеты.
www.imagmagnetsns.ua

http://www.eurobud.com.ua/
Subir